Saltar al contenido

Vivir en Alemania

26 febrero, 2020

Seguramente has escuchado que Alemania es un país de difícil adaptación, sobre todo para nosotros los de la cultura hispana. Pero hoy te queremos demostrar que es posible adaptarse perfectamente aquí si vienes con la mentalidad correcta, y a cambio, la calidad de vida que te otorgará este país germano hará que merezca completamente la pena el proceso. ¡Conoce a continuación los aspectos más importantes de vivir en Alemania!

Ventajas y desventajas de vivir en Alemania

✔ Ventajas

Es un país seguro para vivir

A diferencia de otros países, en Alemania no debes preocuparte por cuidar los bolsillos de tu mochila o pantalón cuando estás en lugares con mucha gente.

El transporte público es de excelente calidad

Además de que pasan con frecuencia —a excepción del tren—, son muy espaciosos, cómodos y muchos cuentan con una pantalla táctil que te indica el monto que debes pagar según la ruta que selecciones.

Óptima calidad de vida

En Alemania todo funciona bien, las normas de tránsito se hacen respetar e, incluso, cuentas con la ayuda del Estado por si te quedas sin trabajo o no puedes pagar tus estudios.

Calidad de la salud

Si bien es necesario que pagues un seguro médico (el cual descuentan de tu salario automáticamente), éste te puede servir para acceder tanto a la salud pública como la privada. Asimismo, la atención es muy buena y otorgan las citas con rapidez.

Es un país multicultural

Vivir en Alemania implica que también conocerás culturas de todas partes del mundo, mayormente de Europa, África, Asia y Norteamérica. Por su parte, no es muy común encontrar latinos en este país.

Hay mucha oferta laboral

¡De cualquier tipo que te puedas imaginar! Solamente ten en cuenta que la mayoría de los trabajos no cualificados pagan muy poco y por muchas horas al día. En la sección de Trabajar en Alemania↓ explicamos este punto con más detalle.

Calles limpias

Más que las exorbitantes multas que tienen algunos estados por tirar basura en las calles, los lugares públicos en Alemania se mantienen aseados gracias a su tecnología, pues cuentan con aspiradores gigantes, sopladores de hojas y barredoras mecanizadas para hacer más fácil este trabajo.

❌ Desventajas

Clima deprimente

Una de las cosas más difíciles de adaptarse a vivir en Alemania —sobre todo para los de tierras calientes— es su clima nublado y las pocas horas de sol en los meses de invierno. Asimismo, las zonas más calientes son el centro y el sur, donde te aconsejamos vivir en un principio si no estás acostumbrado a temperaturas bajo cero.

La burocracia

Aquí la burocracia es algo lenta y muy exigente. Incluso hoy en día hay muchas cosas en este país que todavía se manejan con papeles impresos (aunque en tecnología estén bastante avanzados), por lo que al llegar puedes tardar varios meses en aclarar tu situación migratoria. De igual manera, la repartición de periódicos y la oficina de correos es algo que todavía se lleva en Alemania.

Los impuestos

Aunque aquí la mayoría de los trabajos están bien pagados, a tus ingresos netos tendrás que restarles entre el 40% y el 45% en impuestos, que abarcan cosas tan raras como el entretenimiento, impuestos por tener mascotas, por pertenecer a una religión, y hasta una tarifa de radio y TV (que debes pagar aunque no uses estos servicios). También es importante que sepas que los impuestos que pagas en Alemania pueden ser más altos o más bajos dependiendo de tu estatus social.

Poca iluminación en las calles

Aunque desde hace algunos años ha mejorado un poco en este aspecto, la verdad es que Alemania no es muy conocida por su inversión en alumbrado público. De hecho, muchas de las calles de España están mejor iluminadas que las de Alemania.

Transporte público demasiado costoso

Un billete de autobús en este país te puede costar sobre los 2,10 € por un tramo corto, y por un recorrido de 7 km te puede salir cerca de los 5 €.

Demasiadas restricciones

No podemos negar que muchas de ellas, a pesar de ser un poco raras para nosotros —y a veces exageradas—, son muy útiles para la sociedad y la sana convivencia. Por ejemplo, las multas por quedarte sin combustible en una autopista, por cruzar con el semáforo en rojo, las oficinas sin ventanas están prohibidas, no hacer fogatas en tu patio, no hacer ruido después de las 22 h (incluye encender una licuadora, mirar la TV con el volumen alto —o apenas lo suficiente como para que tus vecinos escuchen—…), etc.

📑 ¿Qué necesito para vivir en Alemania?

Si eres de España puedes emigrar a Alemania sólo con tu DNI y usar este mismo documento para realizar los trámites necesarios para obtener tu residencia. Ten en cuenta que después de los primeros tres meses ya no se te considera un turista en este país, por lo que antes de que se cumpla el plazo debes haber encontrado una residencia fija, un empleo y debes estar empadronado; esto es, sacar un documento llamado anmeldebestätigung (o simplemente anmeldung).

El anmeldung es un certificado que se solicita de forma presencial en el ayuntamiento (bürgeramt) de tu residencia alemana, y es totalmente gratuito. Sirve para registrarte como habitante legal de ese barrio o municipio y que te puedan llegar los correos postales a la puerta de tu casa. A su vez, este documento es de suma importancia para poder empezar a trabajar.

Los requisitos para solicitar el anmeldung son:

  • DNI (si eres de España) o pasaporte y visa (si eres de fuera de la UE).
  • Constancia de residencia en Alemania.

Los ciudadanos de Latinoamérica deben solicitar una visa si su intención es quedarse a vivir en Alemania por más de tres meses.

En ➡️ Requisitos para vivir en Alemania te explicamos con detalle qué documentos necesitas para ser un ciudadano legal.

Una vez hayas tocado suelo alemán, tendrás un plazo de 14 días para empadronarte. Si eres atrapado fuera de este límite sin este documento, la multa que deberás enfrentar será de 1000 €.

Otro documento que te pedirán para casi cualquier trámite es el meldebescheinigung, el cual funciona como un certificado de registro que acredita la residencia en la que vives, junto con otros datos de interés. El meldebescheinigung se puede obtener junto con el anmeldung, y su costo suele estar sobre los 10 € (depende de la ciudad en la que vivas).

💼 Trabajar en Alemania

¿Se puede trabajar en Alemania sin saber alemán?

Según la experiencia de muchos extranjeros inmigrantes, es posible conseguir trabajo en Alemania sin saber alemán. Pero (siempre hay un «pero»), este tipo de trabajos suelen ser muy forzados, pagan un poco mal y la mayoría no son muy agradables.

En otras palabras, sin el alemán puedes aplicar a trabajos mecanizados que no requieren hablar con otras personas, aunque sí que deberías conocer un mínimo de inglés para poder comunicarte con tus superiores.

Estos empleos suelen ser rotativos y a medio tiempo, y abarcan oficios tales como repartidor de periódicos, cartero, servicio de delivery (para ello debes contar con una bici, moto o coche de segunda mano), embalador, almacenista, reponedor (en supermercados, tiendas de ropa y similares), entre otros.

CONSEJO
Los alemanes aprecian mucho tu interés por aprender su idioma y su cultura. Si ven en ti que deseas adaptarte tú a ellos y no lo contrario, tus relaciones laborales y personales serán mucho mejores.

Incluso es posible que debas empezar con este tipo de trabajos aunque cuentes con un nivel de alemán A1 y A2, puesto que para poder comunicarte efectivamente necesitas un nivel superior en este idioma.

Por otro lado, si dominas muy bien el inglés puedes acceder a trabajos mejor remunerados e incluso especializados, como ingeniería informática, diseño, arquitectura y otros cuyo campo laboral sea internacionalizado. Aun así, tu adaptación nunca será completa si no aprendes el alemán.

Si quedaste con dudas, en este vídeo Martín explica muy bien y de forma resumida los niveles de alemán y el tipo de empleos que se pueden conseguir con cada uno de ellos:

¿Cuáles son los trabajos más ofertados?

Debido a que Alemania tiene una población bastante envejecida, el país ha promovido becas e incentivos para atraer jóvenes profesionales de otros países. Como ocurre en todas partes del mundo, tus oportunidades dependerán de tu nivel de preparación y del idioma, en el que de B2 a C1 se considera el rango mínimo básico para tener una comunicación lo suficientemente efectiva para realizar tareas mejor pagadas.

Te comentamos algunas de ellas:

  • Mesero: puede ser un trabajo muy bien pagado dependiendo del restaurante en el que sirvas. Si accedes a uno de alta categoría es imprescindible que domines bien el inglés, pues muchos comensales son de diferentes culturas.
  • Profesionales en la salud: desde auxiliares de enfermería hasta médicos generales (si eres especialista te lloverán las ofertas, pero claro, debes saber alemán). Este tipo de profesiones son muy demandadas en el país germánico, e incluso puedes encontrar en internet infinidades de cursos de alemán para médicos y agencias de empleo para este fin.
  • Desarrolladores y programadores: estas profesiones, además de muy bien pagadas, tienen mucha demanda aquí. Y lo mejor de todo es que no necesitarás un nivel fluido de alemán (pero sí de inglés) para calificar en ellos.
  • Vendedores: como ya debes saber, en este caso es obligatorio entender y hablar el alemán muy bien, ¡y también tener cierto dominio del inglés!, pues es posible que te encuentres con turistas extranjeros y venderles a ellos influirá mucho en tus resultados laborales.
¿Te ha sido útil este post? Si es así nos sería de mucha ayuda que comentaras y lo compartieras en tus redes sociales 😉. Asimismo, te invitamos a ver nuestros otros artículos sobre ➽➽➽ Países Europeos.

¿Dónde quieres vivir?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios (2)

Buenos días. Excelente sus escritos. Vivo en Venezuela, de todos los momentos que mencionan que ocurren en Alemania, sueño con que se desarrollen en nuestro continente. Ojalá algún día tenga la ocasión de vivir en ese país. Gracias por su artículo.

Responder

Por un tiempo quise vivir en Alemania, aunque ni siquiera tenía pasaporte y tenía 19 años apenas ja ja ja. Hasta tuve una profesora de alemán online nativa. El idioma es francamente complicado de aprender, aunque posiblemente algún día lo retome 🙂 gracias por el artículo

Responder